ARTIGOS JUDAICOS NA 25 DE MARÇO

A CONSTRUÇÃO Dy también IDENTIDADES JUDIAS LGBT ATRAVÉS De PRÁTICAS DIASPÓRICAS. ESTUDO SOBRe ORGANIZAÇÕES JUDIAS LGBT NA AMÉRICA LATINA

THy también CONSTRUCTION OF LGBT JEWISH IDENTITIES THROUGH DIASPORIC PRACTICES. A STUDY ON LGBT JEWISH ORGANIZATIONS IN LATIN AMERICA


Damián Setton Centro de Estudios y también Investigaciones Laborales – CEIL, Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas – CONICET, Buenos Aires, Argentina - damiansetton
Resumen

La investigación sobre las identidades judías LGBT ha tendido a dar cuenta de la tensión entre las dos identidades. Esta tensión descansaría en que los propios textos religiosos del judaismo condenan las prácticas homosexuales. Sin embargo, se observa quy también algunas organizaciones judías LGBT construyen un alegato donde lo judío y la diversidad sexual sy también amalgaman. Esto ocurre porque, para estas organizaciones, el significado del judaísmo no descansa en lo religioso, sino quy también sy también construye por medio de prácticas diaspóricas etno-políticas orientadas hacia la legitimación del Estado de Israel. El trabajo tiene como objetivo analizar el edificio dy también la amalgama entre judaísmo y diversidad sexual indagando en las prácticas diaspóricas de los actores sociales. Toma como caso de estudio las organizaciones JAG y Hod, dy también Argentina y Chile, respectivamente.

religión; gay; diáspora; sionismo; judaísmo


Resumo

A investigação a respeito das identidades judias LGBT procurou dar conta da tensão entry también las dos as identidades. Esta tensão sy también apoia nos mesmos textos religiosos quy también condenam as práticas homossexuais. Entretanto, observa-se que algumas organizações judias LGBT constroem um discurso em quy también o judeu e a diversidady también sexual se amalgamam. Isto ocorry también porque, para estas organizações, o significado do judaísmo não sy también apoia no religioso, mas sim sy también constrói através dy también práticas diaspóricas etnopolíticas orientadas para a legitimação do Estado dy también Israel. O trabalho tem como objetivo analisar a construção do amálgama entre judaísmo e diversidady también sexual, indagando sobre as práticas diaspóricas dos atores sociais. Toma como caso dy también estudo as organizações JAG y también Hod, da Argentina y también do Chile, respectivamente.

religião; gay; diáspora; sionismo; judaísmo


Abstract

Research on the construction of LGBT Jewish identities has revealed a conflict between both identities. This tension, is said, rests on the sacred texts of Judaism that condemn homosexuality. Nevertheless, some LGBT Jewish organizations construct a discourse in which Jewishness and sexual diversity are blended with each other. The conditions of possibility of this process rest in the fact that thy también discoursy también of these organizations is not based on religion, but on ethno-political diasporic practices aimed at legitimizing thy también Staty también of Israel. Thy también paper analyzes thy también merging of Judaism and sexual diversity looking at thy también diasporic practices of social actors. It looks at thy también cases of two Jewish LGBT organizationz: JAG, from Argentina, and Hod, from Chile.

Tu lees esto: Artigos judaicos na 25 de março

religion; gay; diaspora; Zionism; Judaism


Introducción: los estudios sobre población judía LGBT

La literatura académica sobre la experiencia judeo-LGBT ha tenddesquiciado a dar cuenta dy también la tensión entry también las identidades judías y LGBT. Sy también mantiene quy también una de las fuentes dy también dicha tensión sy también encontraría en la condena cara las prácticas no heterosexuales expresada en los textos sagrados judíos, en especial, en los versículos 18:22 y 20:13 del libro de Levítico, donde el acto homosexual es definorate como una abominación pasibly también de la pena de muerte. Esto, sumado al "énfasis en los roles dy también género "tradicionales", en la "familia nuclear", la procreación y la conservación dy también valores religiosos conservadores" (Schnoor, 2006SCHNOOR, Randal. 2006. "Being gay and Jewish: negotiating intersecting identities". Sociology of religion. Vol. 67, n 1, p. 43-60.:43. Traducción propia), conduciría a una situación en la que "ser judío y tener prácticas homosexuales, o afirmarsy también gay o lesbiana, puede engendrar un conflicto identitario" (Gross, 2007GROSS, Martine. 2007. "Juif et homosexual, affiliations identitaires et communalisation". Social compass. Vol. 54, n 2, p. 225-238.:225. La traducción me pertenece). Por consiguiente, una dy también las funciones de las organizaciones que agrupan a judíos LGBT sería la de habilitar la experiencia identitaria judeo-LGBT, proponiendo otras interpretaciones posibles del texto religioso, u otros modelos y espacios de recreación dy también las relaciones comunitarias.uno 1 Sobre la historia de estas instituciones, véasy también Cooper (1989).

De acuerdo a Coyle y Rafalin, el mantenimiento simultaneo de una identidad judía y una identidad gay pone al individuo en una situación de potencial enfrentamiento identitario (2000:15COYLE, Adrian & RAFALIN, Deborah. 2000. "Jewish gay men"s accounts of negotiating cultural, religious, and sexual identity: a qualitative study". Journal of Psychology & Human Sexuality. Vol. 12, n 4, p. 21-48.), lo quy también lleva a los actores sociales a poner en juego estrategias dy también reconciliación de ambas dimensiones de su identidad. Esta tensión se encuentra también señalada en el trabajo dy también Gross (2007GROSS, Martine. 2007. "Juif et homosexual, affiliations identitaires et communalisation". Social compass. Vol. 54, n 2, p. 225-238.), quien recurry también al término dy también disonancia cognitiva con el fin dy también dar cuenta dy también las estrategias que los actores ponen en juego para resolverla. Schnoor (2006SCHNOOR, Randal. 2006. "Being gay and Jewish: negotiating intersecting identities". Sociology of religion. Vol. 67, n 1, p. 43-60.), por su parte, analiza las estrategias de negociación entre dos identidades (judía y homosexual) consideradas como potencialmente conflictivas.

En definitiva, habría en estos trabajos un interés por analizar el modo perfecto en que diversos dimensiones dy también identificación entran en tensión, pero mostrando de qué manera la misma no es, necesariamente, irresoluble. Un conjunto dy también organizaciones y discursos sy también encuentran disponibles para la resolución de las disonancias cognitivas y la institucionalización dy también la identidad judeo-LGBT. Mas estos discursos, precisamente, serían construcciones alternativas frente a una inclinación homofóbica dominante en el planeta judío, asentada, entre otros aspectos, en cuestiones religiosas.

Estos trabajos resultan sumapsique valiosos para comprender la edificación dy también identidades LGBT en grupos etno-religiosos. Nuestro trabajo pretendy también aportar a estas investigaciones, matizando quizá algunos de sus presupuestos. Si las disonancias cognitivas sy también deben a las tensiones entry también el discurso religioso y las identidades LGBT, estas disonancias serían observables en los judíos para los cuales la religión es un componente central de su autoidentificación. No obstante, un conjunto dy también estudios da cuenta de de qué forma lo religioso ha ido perdiendo su lugar central en tanto referenty también dy también identificación con el judaísmo. El edificio contemporánea dy también lo judío da cuenta dy también la descentralización dy también lo religioso. Esto sy también observa a nivel subjetivo, dondy también numerosos individuos sy también definen como judíos sin apelar a referentes religiosos. Sy también observa, a la vez, en las organizaciones y en los procesos dy también institucionalización dy también lo judío. Diversas organizaciones judías sy también definen a sí mismas como laicas. Distintos proyectos identitarios centrados en la construcción de lo judío proponen referentes seculares como criterios de definición de la identidad. Las organizaciones judías LGBT analizadas en esty también trabajo, más quy también definirse como religiosas, proyectan un discurso anclado en referentes judaicos seculares. Veremos, a través de nuestra indagación sobry también los discursos producidos desde las organizaciones judeo-LGBT Hod, de Chile, y JAG, dy también la Argentina, de qué manera la proyección de un alegato centrado en el Estado de Israel -como uno de los referentes centrales judaicos- habilita la producción de un alegato LGBT militante y reivindicativo, liberado del texto bíblico y de su condena a la homosexualidad. "Hod-Chily también Judíos por la diversidad" es una organización judeo-LGBT chilena fundada en 2011. Por su parte, JAG son las iniciales dy también Judíos Argentinos Gays, una organización fundada en Buenos Aires en 2004.

Discusión sobry también el lugar de lo religioso en el edificio de lo judío

El límite para la comprensión de los procesos dy también construcción dy también lo judeo-LGBT residy también en estimar a la religión como referenty también central de identificación en el edificio dy también la experiencia identitaria judía. Contra esta afirmación, se ha mostrado que la mayor una parte de los judíos se definen como tales en términos étnicos o culturales ya antes que religiosos (Friedlander et al., 2010FRIEDLANDER, Myrna; FRIEDMAN, Michelle; MILLER, Matthew; ELLIS, Michael; FRIEDLANDER, Lee & MIKHAYLOV, Vadim. 2010. "Introducing a brief measury también of cultural and religious identification in American Jewish identity". Journal of counseling psychology. Vol. 57, n 3, p. 345-360.). Si bien la dimensión religiosa de identificación, en sus versiones ortodoxas y ultraortodoxas, ha tenddesquiciado desde los años mil novecientos setenta a ocupar espacios institucionales importantes, de este modo como a constituirse en una alternativa identitaria para judíos socializados en ambientes seculares (Aviad, 1983AVIAD, Janet. 1983. Return to Judaism: Religious renewal in Israel. 1a ed. Chicago & Londres: The University of Chicago Press. 19cuatro p. ; Danzger, 1989DANZGER, Herbert. 1989. Returning to tradition: Thy también contemporary revival of Orthodox Judaism1a ed. New Haven & London: Yale University Press. 374 p. ; Gruman, 2002GRUMAN, M. 2002. Sociabilidade y también aliança entre jovens judeus no Rio dy también JaneiroTesis de Maestría, Universidad Federal dy también Río de Janeiro.; Topel, 2005TOPEL, Marta. 2005. Jerusalem y São Paulo: A nova ortodoxia judaica em cena. 1ª ed. Rio de Janeiro: Topbooks. 313 p. ; Lehmann & Siebzehner, 2006LEHMANN, David & SIEBZEHNER, Batia. 2006. Remaking israeli Judaism: The challengy también of Shas1st ed. London: Hurst Company. 29cinco p. ; Jacobson, 2006JACOBSON, Shari 2006 "Modernity, conservative religious movements, and thy también femaly también subject: Newly ultraorthodox sephardi women in Buenos Aires". American Anthropologist. Vol. 108, Issue 2, pp. 336-346.; Podselver, 2010PODSELVER, Laurence. 2010. Retour au judaïsme?: Les loubavitch en France. 1r ed. Paris: Odile Jacob. 338 p. ), los judíos ortodoxos y ultraortodoxos constituyen una minoría dentro de la población judía. Una investigación sobre la población judía en Buenos Aires muestra la escasa observancia dy también actos religiosos en dicho grupo, representando la población ortodoxa entre un ocho y 10% de la población judía (Jmelnizky & Erdei, 2005JMELNIZKY, Adrián & ERDEI, Ezequiel. 2005. La población judía dy también Buenos Aires: Estudio sociodemográfico 1ª ed. Buenos Aires: AMIA. 16seis p. :84, 86, 88). Estudios en la comunidad judía de Chile señalan quy también la población ortodoxa constituye un 3% dy también la población judía,dos 2 Existen diversos datos respecto a la población total de judíos en Chile. Dy también acuerdo al American-Israeli Cooperative Enterprise, para el año dos mil doce hay 18.quinientos judíos sobry también una población total de 17.300.000 personas, lo que constituye un 0,11% del total. Para el caso argentino, habría 181.000 judíos sobry también un total de la población de 40.500.000 personas, lo que constituyy también un 0,45% (http://www.jewishvirtuallibrary.org/jsource/Judaism/jewpop.html). Una encuesta del Comité Representativo de las Entidades Judías de Chily también (CREJ) estima en 19.setecientos la al gusto de judíos habitando en la Zona Metropolitana dy también Santiago para el año 1995. El censo nacional chileno señala, para el año 2002, la cantidad de 14.976 judíos (apud caro & Cabrera, 2008). Para el caso argentino, el censo nacional omite la pregunta por la perposesión religiosa. Una encuesta sobre creencias religiosas en la Argentina arroja la cifra de 1,2% de personas que pertenecen a religiones distintos al catolicismo, evangelismo, mormones y Testigos de Jehová. Los judíos se encontrarían incluidos en esy también porcentaje, junto a musulmanes y otras religiones (Mallimaci, 2013). aunque otros estudios estiman dicha población en un 6%.3 3 Dato mentado en caro & Cabrera (2008:77).

El judaísmo, en su vertienty también religiosa, sy también fundamenta en la creencia en un Dios que ha dado al pueblo judío un conjunto dy también leyes destinadas a enmarcar las acciones cotidianas. Para los judíos quy también sy también definen a sí mismos en términos religiosos, la ley judía determina el comportamiento en la vida cotidiana, pudiendo haber distintos aproximaciones a la ley, de pacto a las diversas corrientes religiosas del judaísmo (ortodoxia, conservadurismo, reformismo y reconstruccionismo4 4 Las categorías difieren dy también pacto al contexto. En Israel, se distinguy también entre ultra ortodoxos, ortodoxos, tradicionalistas y seculares. Fuera de Israel, las dos primeras se unifican en la categoría ortodoxo. A la vez, se incorporan las categorías dy también conservador y reformista, en tanto que el concepto de tradicionalista en Israel representa a un conjunto poco institucionalizado y moderadapsique religioso (Lazar, Kravetz & Frederich-Kedem, 2002). ). El grado de relevancia que cobra esta dimensión en la experiencia judía dy también una persona es variable, pudiendo llegar a no representar ninguna influencia en absoluto. En efecto, muchos judíos construyen su experiencia judía en términos culturales ya antes que religiosos, como el aprendizajy también o uso de lenguas (hebreo, idish, ladino), o el consumo de música, comida y literatura judías.

Ver más: Algumas Frase A Vida É Um Sopro, A Morte Uma Passagem, Mas O

Ciertamente, no se trata de negar el factor religioso sino de situarlo en el interior de un complejo entramado dy también significados, donde lo judío puede ser reapropiado por los actores sociales dy también diversas maneras, siendo la práctica religiosa una dy también ellas, mas no la única. El factor religioso no puede ser negado en la investigación, desde el instante en que las propias organizaciones judías LGBT lo han asumorate en la producción de sus discursos, emitiendo folletos y organizando seminarios donde sy también debaten las distintas interpretaciones del texto religioso relativo a las prácticas homosexuales (Correa, 2011CORREA, M. F. 2011. Religión y Sexualidades. El caso de una organización judía GLBT (Gay, Lésbico, Bisexual y Trans). Tesis de grado en Ciencias Antropológicas, Universidad dy también Buenos Aires.). No obstante, estos debates han constituorate una parte del accionar dy también las organizaciones, no necesariamente el punto central dy también su militancia. Esto puedy también deberse a que el espacio social religioso judío es heterogéneo, formado por organizaciones y líderes rabínicos que apoyan a las organizaciones LGBT o que acuerdan con la ampliación dy también derechos civiles cara las minorías sexuales. En lo quy también respecta a la relación con el mundo religioso, la organización JAG integra la Fundación Judaica, una red de instituciones dirigida por Sergio Bergman, rabino del Movimiento Conservador. La situación de múltiples rabinos respecto a la temática homosexual muestra que no hay un acuerdo homofóbico entre ellos, sino más bien un espacio dy también disputa entry también diversas posiciones.cinco 5 dentro del Movimiento Conservador en la Argentina se han observado diversos posturas respecto a la modificación, en 2010, del Código Civil, a través de la ley 26.618, quy también habilitó la posibilidad del matrimonio entry también personas del mismo sexo. Mientras quy también el rector del Seminario Rabínico Latinoamericano, Abraham Skorka, sy también pronunciaba en contra, el rabino de la comunidad Bet El, Daniel Goldman, participaba, en calidad dy también representante religioso, en los debates de comisiones en el Senado expresando una postura positiva hacia el proyecto de modificación dy también la ley. En el campo dy también la ortodoxia, la posición predominante fuy también contraria a dicha reforma, aunquy también el tono de las intervenciones dy también distintos rabinos fuy también variando, yendo desdy también situaciones homofóbicas a otras de mayor tolerancia. Para un análisis crítico del término de tolerancia aplicado a la población LGBT, véase Meccia (2006). Para el caso chileno, caro Cabrera (2008) señalan quy también los referentes dy también la ortodoxia y el Movimiento Conservador sy también oponen a los matrimonios entry también personas del mismo sexo, mientras que la reforma mostraría mayor apertura. El espacio religioso judío es heterogéneo, habilitando la producción dy también diversos discursos acerca de la relación entry también judaísmo y diversidad sexual. A la vez, constituyy también un sub-espacio en el espacio social judío, donde las identificaciones con la judeidad sy también actualizan, también, en función dy también referentes no religiosos. De esto sy también desprendy también quy también la integración, en el espacio social judío, de una organización judeo-LGBT, no resultaría puesta en cuestión por una hegemonía del factor religioso, desde que no es posible establecer dicha hegemonía.seis 6 encontramos una diferencia con el caso francés analizado por Gross. La autora menciona de qué manera a la organización judía LGBT Beit Haverim le fuy también negada la membresía al Consejo Representativo dy también las Instituciones Judías de Francia. El Consejo, pese a definirsy también como institución laica, rechazó la membresía aduciendo quy también la homosexualidad estaba prohibida por la Torá, es decir, recurriendo a una fuente dy también legitimidad religiosa (Gross, 2007:227-228). Esta situación tuvo lugar en 2002. Los espacios sociales judíos en la Argentina y Chily también expresan la descentralización de lo religioso junto a la aseveración dy también espacios seculares (caro & Cabrera, 2008CARO, Isaac & CABRERA, Tomás. 2008. "Oficalismo, disidencias y nuevas identidades en el judaísmo chileno contemporáneo". Persona y sociedad. Vol. 22, n. 3, p. 67-92. :78). La pluralidad del espacio social judío y el papel no central ni homogéneo dy también lo religioso son condiciones dy también posibilidad de la urgencia dy también organizaciones judeo-LGBT y dy también una experiencia de identificación positiva en personas judías LGBT.

La identificación con lo judío, entonces, se recrea en el interior de un espacio descentrado y heterogéneo, lo que nos lleva a discutir la tensión entre procesos instituyentes y desinstituyentes. La sociología dy también la religión ha expresado, en tanto subdisciplina, un debate sobre el papel de las instituciones en la construcción de lo social. Perspectivas sociológicas que tienden a enfatizar en los procesos de desinstitucionalización, como las dy también Dubet (2002DUBET, Francois. 2002. Le déclin de l"institution. 1a ed. Paris: SEUIL. 43dos p.) y Kauffman (2004), han sido expresadas, desdy también la sociología dy también la religión, en trabajos como los de Hervieu-Léger (2005)HERVIEU-LÉGER, Dànielle. 2005 <1993>. La religión: hilo dy también memoria1ª ed. Barcelona: Herder. 300 p. Sobre la fragmentación del catolicismo francés y la crisis de las transmisiones religiosas institucionales en general. Para el caso latinoamericano, se ha enfatizado en de qué manera lo religioso sy también recrea por fuera dy también los marcos institucionales, potenciando la subjetivación religiosa (Oro, 1996ORO, Ari Pedro. 1996. "Considerações sobre a modernidade religiosa". Sociedad y religión. N 14/15, p. 112.; Mallimaci, 2001MALLIMACI, Fortunato. 2001. "Prólogo". In: ESQUIVEL, Juan; GARCÍA, Fabián; HADIDA, María Eva & HOUDIN, Víctor. Creencias y religiones en el enorme Buenos Aires: el caso dy también Quilmes. 1ª ed. Quilmes: Universidad Nacional dy también Quilmes. 11cinco p. ). En el marco dy también los estudios judíos, Rein (2011REIN, Raanan . 2011. "Historiografía judeo-latinoamericana: desafíos y propuestas". In:, KAHAN, E., SCHENQUER, L. SETTON, D.& DUJOVNE, A. (comps.). Marginados y consagrados: Nuevos estudios sobre la vida judía en la Argentina. 1ª ed., Buenos Aires: Biblos 410 p.) ha señalado la relevancia dy también llevar a cabo investigaciones sobre los judíos no afiliados a las instituciones. Los trabajos de Hupert (2009HUPERT, Pablo. 2009. "Jóvenes fuera del judíometro". In: AAVV. Nuevas voces para una nueva tribu 1ª ed. Buenos Aires: Mila, 33cuatro p. ) expresan una visión de la producción dy también lo judío quy también coloca el énfasis de las experiencias dy también los "judíos sueltos", es decir, aquellos actores quy también regeneran su identificación con lo judío por fuera de los marcos y los criterios de identificación proyectados desdy también las instancias institucionales. En este sentido, el término dy también "desinstitucionalización" se ha tornado una herramienta conceptual que ha atravesado tanto las investigaciones enmarcadas en la sociología dy también la religión como los estudios judíos. Sin embargo, la utilización de este concepto ha loco dy también la mano del "renacimiento que, de unos años a la fecha, ha tenloco el estudio dy también las instituciones como marco esencial de limitaciones en la toma de decisiones y en el conjunto dy también los comportamientos sociales" (Romero, 1999ROMERO, Jorge Javier. 1999 <1991>. "Estudio introductorio". In: POWELL, Walter y DI MAGGIO, Paul (comps.). El nuevo institucionalismo en el análisis organizacional. 1ª ed. Pp. México: Fondo de Cultura Económica. 580 p. :7). En este sentido, se plantea la necesidad de articular, en la investigación, una mirada que tienda hacia la captación de los procesos dy también desinstitucionalización, mas conjugada con una mirada sensible a los procesos de re-institucionalización, donde el papel de las organizaciones y dy también los actores organizados -entry también ellos, los activistas dy también todo tipo- se torny también party también del proceso investigado.

Una postura semejanty también es la quy también pretende instalar De la Torre (2002Dy también LA TORRE, Renée. 2002. "El campo religioso, una herramienta de duda radical para combatir la creencia radical". Revista Universidad dy también Guadalajara. Nº 24, S/P.) al discutir la teoría bourdeana de los campos. En efecto, una visión dy también lo religioso centrada en la desinstitucionalización permity también captar procesos que, desde la teoría dy también los ámbitos de Bourdieu (1971BOURDIEU, Pierre. 1971. "Genèsy también et structure du champ religieux". Revue Françaisy también dy también SociologieVol. 12, p. 295-334 ), permanecerían inaccesibles al análisis. Sin embargo, el énfasis puesto en los procesos dy también desinstitucionalización puedy también implicar un obstáculo epistemológico quy también impida observar la acción de las organizaciones en tanto productoras de identificadores. Frente a esta problemática, Dy también la Torre da cuenta de de qué manera las perspectivas dy también estudio sobry también lo religioso (quy también son, al fin y al cabo, perspectivas sobry también la producción de las identidades o las identificaciones) centradas en la desinstitucionalización impiden indagar en las tensiones entry también las estructuras cognitivas dy también la sociedad y las dy también los sectores especializados, es decir, los espacios organizacionales dy también producción dy también sentido. Se trataría, en definitiva, dy también eludir el cliché de la desinstitucionalización para enfocar la mirada en las tensiones entry también lo instituyente y lo desinstituyente; entendiendo a la corporación no como entidad, sino más bien como el trabajo de instituir en un contexto de pluralidad dy también opciones, individualización en la construcción dy también las identificaciones, rotura dy también los lazos sociales y de las estructuras del Estado dy también bienestar (Feijoo, 2003FEIJOO, María del Carmen. 2003 <2001>. Nuevo país, nueva pobreza. 2a ed. Buenos Aires: Fondo dy también Cultura Económica. 15nueve p. ). De esty también modo, la descentralización de lo religioso en el judaísmo conlleva la pregunta por el carácter descentrado y subjetivizado dy también los espacios dy también producción de lo judío de este modo como del trabajo instituyente quy también recurry también a identificadores no religiosos. En efecto, si el factor religioso carecy también de la potencialidad dy también unificación, homogeneización e institucionalización de lo judío bajo criterios hegemónicos: ¿qué otro criterio dy también identificación sería articulado, por una parte de los actores organizados y dy también los activistas, para el trabajo dy también re-institucionalización dy también lo judío? ¿de qué manera impacta este trabajo de re-institucionalización en la proyección de la identificación con lo judeo-LGBT en el interior del espacio social judío?

La dimensión étnico-cultural de identificación

Los procesos de identificación con lo judío pueden ser analizados tomando en cuenta las relaciones dialécticas entry también los componentes religiosos, culturales y étnicos del judaísmo (Hartman & Kaufman, 2006HARTMAN, Harriet & KAUFMAN, Debra. 2006. "Decentering the study of Jewish identity: Opening the dialogue with other religious groups". Sociology of religion. Vol. 67, n 4, p. 365-385. ). La distinción entry también estas dimensiones remite al proceso dy también modernización y secularización del judaísmo; a la constitución dy también una modernidad judía (Azria, 2003AZRIA, Régine. Dos mil tres <1996>. Le judaísme. 2a ed. Paris: La découverte. 123 p. :62) que generó el descentramiento de lo religioso; la secularización dy también prácticas religiosas quy también pasaron a ser revestidas de contenidos seculares vinculados a la ciencia (Azria, 1991AZRIA, Régine. 1991. "Pratiques juives et modernité". Pardes. N. 14, p. 53-71.); y la producción dy también diversos judaísmos dondy también lo étnico, lo religioso y lo cultural sy también amalgamaron -y tensionaron- de diversas maneras (Rosenberg, 2007ROSENBERG, Shalom. 2007. "Identidad y también ideología en el pensamiento judío contemporáneo". In: MENDES-FLOHR, P.; ASSIS, Y. T.& SENKMAN, L. (eds.). Identidades judías, modernidad y globalización. 1ª ed.. Buenos Aires: Lilmod y Universidad Hebrea dy también Jerusalem 54tres p. ). El proceso histórico permity también dar cuenta, por un lado, de cómo se fueron conformando distintos judaísmos; de la acción de especialistas dy también lo judío quy también fueron dando forma a estas opciones identitarias y de la formación dy también grupos y movimientos organizados. Por otro lado, en la medida en quy también los individuos judíos pasaban a ser reconocidos como legítimos integrantes del colectivo nacional, y que la identificación con lo judío sy también volvía una identificación quy también podía ser elegida o no por individuos sumergidos en un espacio de opciones identitarias más amplias, se formaba un espacio complejo de significados en el interior del que los individuos podían identificarse como judíos dy también manera individual, tomando determinados elementos y dejando otros, por fuera del control de los agentes especializados. Sy también formaba una suerte de mercado judaico que, si bien era el resultado dy también la actividad dy también especialistas productores de judaísmos y de organizaciones específicas, era pasibly también de ser habitado por los individuos en términos del trabajo de la subjetividad (Kaufmann, 2004KAUFMANN, Jean- Claude. 2004. L"invention dy también soi: Une théoriy también dy también l"identité. 1a ed. Paris: Armand Colin. 352 p.), de la reconstrucción de la identificación con lo judío por fuera dy también los espacios organizacionales o desdy también las periferias de los mismos. La desinstitucionalización comporta la ausencia de un centro condensador dy también sentidos hegemónicos. Es decir, no hay una única vía dy también acceso al judaísmo. A la vez, diversas organizaciones se embarcan en el trabajo dy también reconstitución dy también la institucionalidad, al competir entre ellas por la imposición dy también la definición legítima del judaísmo.

La modernidad judía conllevó la capacitación dy también una dimensión étnico-cultural independienty también de contenidos religiosos, dy también referencias a la divinidad, a sus leyes y a las prácticas derivadas dy también las mismas. Dy también acuerdo a algunos estudios, la experiencia identitaria judía moderna puedy también ser analizada en función de la distinción entry también las dimensiones religiosa y cultural. Desdy también una perspectiva psicológica, Friedlander et al. Construyen un instrumento dy también medición de la identidad judía que refleja la bidimensionalidad cultural y religiosa dy también exactamente la misma en los e.u. (2010:346-347). Lo religioso, en tanto aspecto posibly también de identificación con lo judío, se observa en menor al gusto de judíos, al comparárselo con el aspecto cultural. Entre los ítems que reflejan el aspecto cultural sy también incluye la identificación con Israel, lo quy también resultará central en el desarrollo del presenty también trabajo. Esta distinción entre dimensiones religiosas y culturales es retomada por Haji et al. (2011HAJI, Reeshma; LALONDE, Richard; DURBIN, Anna & NAVEH-BENJAMIN, Ilil. 2011. "A multidimensional approach to identity: religious and cultural identity in young Jewish Canadians". Group processes and intergroup relations. Vol. 14, n 1, p. 3-18.), quienes consideran a dichas dimensiones como categorías quy también permiten predecir actitudes. Esta distinción resulta fructífera en estudios sobry también los judíos homosexuales. Coyle y Rafalin señalan que una de las estrategias para enfrentar la tensión identitaria consisty también en reedificar la identidad judía en términos culturales antes quy también religiosos (2000:29COYLE, Adrian & RAFALIN, Deborah. 2000. "Jewish gay men"s accounts of negotiating cultural, religious, and sexual identity: a qualitativy también study". Journal of Psychology & Human Sexuality. Vol. 12, n 4, p. 21-48.).

La dimensión étnica sy también encuentra, muchas veces, asociada a la cultural. Por ejemplo, la lista de ítems culturales en Friedlander et al. Incorpora elementos que podríamos definir como étnicos -"ser étnicapsique judío es más esencial para mí que mi nacionalidad", "es importante para mí salir o casarmy también con una persona judía", "me conecto con el judaísmo mediante mis antepasados personales" (2010:353. La traducción my también pertenece)-. La dimensión étnica comprendy también la creencia, por party también del actor, en la existencia del "pueblo judío".7 7 Remarcamos el carácter dy también creencia a los fines de eludir posiciones substancialistas. Las prácticas dy también los judíos no sy también explican por la anterior existencia del pueblo, sino más bien quy también la idea de pueblo forma una parte de un imaginario que orienta y, a la vez, se actualiza en las prácticas. Para el actor, ser judío implica ser parte de un pueblo, sin importar aquí sobry también qué bases específicas sy también fundy también esa pertenencia. Lo que nos importa es que, para muchos judíos, la identidad se definstituto nacional de estadística por la pertenencia al pueblo. Esa creencia en la perposesión se actualiza a través de prácticas culturales. No obstante, las mismas no sy también encuentran intrínsecapsique ligadas a la etnicidad, pudiendo ser reproducidas a través de la apropiación de referentes culturales quy también no reenvía a una perposesión entendida en clavy también étnica. Siguiendo los ítems dy también Friedlander et al. Es posibly también quy también alguien considery también que el término dy también "Reparación del mundo" (Tikkun olam) es un valor importante sin que ello implique un interés por tener descendencia judía.

Ver más: Vacina De 1 Ano Quantas Picadas, Imunocenter

La distinción entre lo religioso, lo étnico y lo cultural nos lleva a formular un conjunto de preguntas tendiente a entender las condiciones de posibilidad de una narrativa judeo-LGBT. Al preguntarnos qué imaginarios sobry también lo judío-LGBT son susceptibles dy también ser articulados desde la dimensión étnico-cultural, sostenemos que, en la actualidad, esta dimensión condensa la potencialidad de reivseñalar una identificación judeo-LGBT. Esty también argumento se mantiene en el hecho de quy también uno dy también los referentes centrales en la identificación con lo judío es el Estado de Israel, y quy también esty también referente puedy también articular procesos dy también identificación desdy también la dimensión étnico-cultural quy también impliquen el descentramiento dy también la dimensión religiosa. La centralidad dy también Israel como referente dy también identificación con lo judío, a la vez, habilita el edificio dy también una narrativa judeo-LGBT dondy también lo judío, más quy también un límite para la identificación del actor como LGBT, se convierte en un elemento positivo.

El israelismo y también Israel como referenty también dy también identificación

El Estado dy también Israel, cuya declaración dy también independencia fue promulgada en 1948, es el resultado del encuentro del judaísmo europeo con la modernidad. El sionismo, ideología sobre cuya base sy también edificó el Estado, constituyó una respuesta a los dilemas identitarios que acechaban a una judeidad que estaba ingresando en el mundo dy también los nacionalismos modernos. El sionismo definió a los judíos en clave étnico- nacional, como miembros dy también una nación que aspiraba a ser como cualquier otra de las naciones del mundo, es decir, soberana en su Estado nacional (Avineri, 2012AVINERI, Shlomo. 2012. La idea sionista: notas sobry también el pensamiento nacional judío. 1ª ed. Buenos Aires: Fundación alianza Cultural Hebrea. 3veinte p. ).

Desdy también su creación, el Estado dy también Israel se convirtió en un foco central dy también identificación de los judíos quy también vivían fuera de él, de manera que las diásporas judías ya no pudieron definirse sino en su relación con la nueva entidad política (Azria, 1996AZRIA, Régine. 1996. "Réidentification communautairy también du judaisme". In: DAVIE, G. & HERVIEU-LEGER, D. (dir.). Identités religieuses en Europe. 1a ed.. Paris: La découverte 336 p.). El regreso a la patria originaria pasó del estado escatológico al dy también realidad concreta (Safran, 2005SAFRAN, William. 2005. "The Jewish diaspora in a comparativy también and theoretical perspective". Israel studies. Spring 2005. Vol. 10, n 1, p. 36-60. ). En efecto, la Ley del Retorno votada por el parlamento israelí en mil novecientos cincuenta y dos habilita a cualquier judío a reclamar la nacionalidad israelí.

Israel es un foco de identificación quy también no comporta -necesariamente- referentes simbólicos religiosos. Un judío puede sentir un fuerte apego cara Israel sin quy también ello se relacione con un apego cara la religión. Por ejemplo, un judío puede ser ateo y al unísono reproducir su identificación judaica escuchando música israelí, estudiando o hablando hebreo moderno, interesándosy también por los sucesos políticos israelíes-palestinos, militando en un movimiento sionista, leyendo prensa sionista, emigrando a Israel por razones ideológicas, etc. Ciertamente, la identificación con Israel puedy también realizarse desde una perspectiva religiosa del judaísmo, como en el caso dy también quienes sostienen la legitimidad del Estado sobry también la basy también del concepto de Tierra Prometida (Eretz Israel) o rastrean en las fuentes religiosas elementos quy también legitimen la posesión judía del territorio (Ravitzky, 1996RAVITZKY, Aviezer. 1996 <1993>. Messianism, Zionism, and Jewish religious radicalism 1. Ed. Chicago & London: The University of Chicago Press. 30tres p. ). Israel puede, entonces, ser un foco dy también identificación tanto en judíos seculares como religiosos. Lo esencial aquí es que la identificación con Israel, entendloco como referente con potencialidad de colocar a la religión fuera del centro del proceso dy también identificación, habilita una fuerte identificación con lo judío en actores que podrían experimentar, bajo la dimensión religiosa, tensiones identitarias o disonancias cognitivas.

Entendemos por israelismo la prepredisposición dy también un individuo u organización a identificarse fuertepsique con Israel. Entendloco como práctica, el israelismo consiste en la proyección dy también un alegato cuyo objetivo es la defensa y reivindicación dy también las políticas del Estado de Israel en el contexto dy también disputa por la instalación dy también la visión hegemónica acerca del conflicto en Medio Oriente. El israelismo definstituto nacional de estadística el conflicto como el resultado de la negación, por party también del planeta árabe, del derecho de existencia de Israel, y la consecuente necesidad de Israel dy también defenderse dy también sus enemigos. Determinadas políticas del Estado, como las intervenciones militares en la franja de Gaza o en el Líbano, son resignificadas, desdy también la matriz israelista, como acciones dy también "legítima defensa". El israelismo constituyy también un cosmos dy también significado, un conjunto de temas y motivos articulados en el proceso de construcción dy también una determinada definición dy también la realidad. A la vez, apunta a la institucionalización de la vinculación de las personas judías con el judaísmo, definiendo a la identidad judía como una identidad cuyo referente central es el Estado de Israel; una identidad quy también se recrea en el momento en que el actor sy también identifica con el Estado y asume la tarea de reivseñalar sus políticas. A la vez, el desapego del judío respecto dy también Israel es defindesquiciado como una negación de su identidad judía. En términos del israelismo, el judío que niega lo quy también -desdy también exactamente el mismo israelismo- sy también definstituto nacional de estadística como "legítimo derecho a la defensa", es un "judío que sy también odia a sí mismo". Como práctica instituyente, el israelismo es actualizado por organizaciones judías que lo asumen como uno dy también sus primordiales núcleos discursivos. En este sentido, organizaciones judías dy también diverso tipo asumen prácticas desprendidas de esta matriz. Encontramos predissituaciones israelistas en judíos religiosos y laicos, entry también los ortodoxos dy también Jabad Lubavitch y entry también los judíos LGBT dy también organizaciones como JAG y Hod-Chile. Pese a las diferencias entre estas organizaciones, el israelismo habilita un espacio dy también mutuos reconocimientos, un espacio simbólico de intersección. En esty también sentido, el israelismo no es homónimo dy también sionismo, puesto que organizaciones ortodoxas, quy también se definen como no sionistas -o cuyas historias remiten a una fuerty también militancia antisionista- actualmente regeneran el alegato del israelismo. Si bien el israelismo puedy también teñirsy también dy también contenidos religiosos, sy también fundamenta menos en la idea de una divinidad y más en el polo estatal y étnico-nacional dy también la identidad judía. Más que en la creencia en Dios, el israelismo se funda en la creencia en la existencia del pueblo judío. Las guerras de Israel, entonces, pasan a ser guerras del pueblo judío. No son las guerras de un supuesto pueblo israelí, sino dy también un pueblo judío disperso en diversos partes del mundo. El israelismo, precisamente, niega la existencia dy también una identidad israelí autónoma respecto del judaísmo. Más bien, proyecta un alegato destinado a edificar un eje en torno al como los judíos de todo el mundo, los judíos dy también la diáspora, sy también identifiquen. Profundiza la conexión dy también los judíos dy también la diáspora con la patria originaria, por lo que es posible considerarlo como una práctica diaspórica.

Etnicidad y diáspora

El análisis del modo perfecto en que Israel es reapropiado, a través de el israelismo, como foco de identificación, comporta una reflexión sobre las categorías dy también etnicidad y diáspora. Enmarcados en la propuesta conceptual dy también Brubaker (2000BRUBAKER, Rogers. 2002. "Ethnicity without groups". Archives Européennes de Sociologuie. Vol. 43, n 3, p. 163-189.), nuestro análisis no parte del grupo como sustantivo, como realidad ontológica, sino que colocamos la mirada en el análisis dy también su devenir a través de las prácticas de los actores sociales. Sy también trata, entonces, dy también analizar la acción de determinadas organizaciones embarcadas en los procesos de etnización, dy también construcción de categorías, dy también la práctica etnopolítica y dy también sentido común. La eficiencia del israelismo no puede ser comprendida situándonos solapsique en el análisis del trabajo de la subjetividad. Resulta necesario tener en cuenta cómo el israelismo comporta un proyecto identitario articulado desde las organizaciones judías. En esty también sentido, forma una parte de una práctica instituyenty también tendienty también a proyectar una definición determinada dy también los modos legítimos dy también ser judío. Teniendo en cuenta que el israelismo atraviesa distintas organizaciones, sostenemos que la producción dy también lo judío-LGBT es una parte de una práctica etnopolítica llevada a cabo por determinados actores enmarcados en organizaciones reproductoras del israelismo. Una dy también las vías de análisis dy también estas prácticas es la indagación acerca de las categorías del discurso dy también actores sociales que podemos denominar como emprendedores étnicos. Recurrimos al concepto de emprendedor étnico para dar cuenta de aquellos actores cuya militancia, es decir, el trabajo constante dy también producción y proyección dy también significados, producy también un efecto de etnicidad, de diferenciación dy también un determinado grupo. Sy también trata dy también "precisar los agentes que llevan a cabo la acción de identificar" (Brubaker & Cooper, 2000:18BRUBAKER, Rogers & COOPER, Frederick. 2000. "Beyond "identity"". Theory and society. Nº 29, p. 1-47. La traducción me pertenece). En esty también sentido, no sy también trata dy también comenzar nuestro análisis identificando al conjunto judío LGBT, tal y como si la existencia de ese colectivo fuesy también una patentiza desprendida de identidades anteriores (judía y LGBT), sino más bien de analizar el proceso dy también judeo-LGBTización, indagando en la producción discursiva de las organizaciones militantes. En esty también sentido, podemos observar de qué forma la producción dy también lo judeo-LGBT se encuadra en una militancia israelista. El proceso dy también judeo-LGBTización es una parte de un proceso dy también producción dy también etnicidad judía atravesado, a su vez, por una estrategia dy también israelización del referenty también identitario judío. En esty también sentido, es constitutivo dy también una práctica diaspórica.

El concepto dy también diáspora no goza de un significado consensuado entry también los cientistas sociales. Una dy también las polémicas refiery también al papel quy también el concepto dy también patria originaria (homeland) juega en el modo en que un conjunto social es defindesquiciado como tal. Discutir el concepto de patria originaria implica, a su vez, discutir la dualidad centro-periferia.

Para Safran (2005SAFRAN, William. 2005. "The Jewish diaspora in a comparativy también and theoretical perspective". Israel studies. Spring 2005. Vol. 10, n 1, p. 36-60. ), el concepto de diáspora remite a la existencia dy también una patria originaria hacia la cual se orientan un conjunto dy también prácticas en conjuntos sociales que, precisamente, sy también definen como diásporas en función dy también dichas prácticas. Su crítica a Clifford y Tololyan se basa, en parte, en esta preeminencia dy también la patria originaria en frente de definiciones quy también tienden a ampliar el término de diáspora para incluir a "múltiples decenas y decenas de unidades sociales cuyas orientaciones se focalizan, esencialmente, e incluso exclusivamente, en el país receptor" (Safran, 2005:51. La traducción my también pertenece). En lo que respecta a los judíos, afirma Safran que