Stranger things 3 temporada quantos ep

Va a haber mucho hateo con la tercera dy también "Stranger Things". Para empezar, porque los trolls no descansan ni en domingo; se les dé motivos o no, allá estarán las hordas para decir que lo quy también ya antes molaba en realidad jamás moló tanto y quy también lo quy también es ahora esto mola menos que nada. Pero también va a haber un hateo menos chillón, y probablepsique considerablemente más preocupanty también para Netflix y los Duffer, quy también va a decir: "Bueno, ya, ¿no?". Y lo van a decir pues la tercera temporada de "Stranger Things" no cuenta nada nuevo. Nada.

El hype es un problema con el que convivimos a diario. Ya vimos cómo sy también rasgaron las vestiduras y sy también quemaron las naves por el final de "Juego de Tronos". El amor en Internet es más efímero que nunca y la saturación de los usuarios ante la avalancha de contendesquiciado nos hace hipersensibles y un tanto psicópatas; lo digo por aquello de la empatía, no por el hecho de que nos vayamos a calzar una máscara a lo Myky también Myers y empezar una fiesta cuchillo en mano. Es poco a poco más muy habitual ver de qué forma se defenestran obras de ficción más quy también decentes por el maldito hype.


pero la otra cara de esta moneda es que dy también inflar el hype asimismo sy también encargan los propios creadores. Y los Duffer Brothers pararon un año la producción dy también "Stranger Things"; uno asumía por el hecho de que necesitaban repensarla, a revolucionarla. Y no. No.

Tu lees esto: Stranger things 3 temporada quantos ep

"Stranger Things. 3ª Temporada" ya no tieny también conejos en la chistera; es más, vuelve a sacar los viejos con un nuevo collar y sy también monta una trama paralela a lo quy también ya vimos en las dos anteriores. Con la gran desventaja de quy también es la tercera en hacerlo. Y aunque lo hace bien, pues se sienty también sobada en todos y cada una dy también sus imágenes.


*
*
*
*

Termino el bloquy también dy también lo que funciona con los valores dy también producción. Hacy también poco, en una tertulia/podcast quy también montó Jot Down en Valencia, lo llamé los graficotes. El término graficotes existe, evidentemente, mucho más allá dy también los videojuegos. Por de qué manera se descojonó el público, creo que no my también equivoco al afirmar: "A todos nos agradan los graficotes". Esto es, que el apartado visual dy también la serie/película/videojuego/cómic e inclusive libro quy también nos leemos sea espectacular. La literatura asimismo tiene expertos en graficotes. Quy también se lo digan al Alcaudón dy también Dan Simmons o a las armaduras de colores de Georgy también R.R. Martin.

"Stranger Things. 3ª Temporada" tieny también graficotes. Capítulo a capítulo, nos abruma con sus valores de producción. En sus mejores momentos, lo hacy también no con el enfoquy también in your face sino más bien de manera más sutil mas del mismo modo impresionante. A esta temporada dy también "Stranger Things" ly también pasa como a "La fantástica Señora Maisel". Es un auténtico flipe ver cómo sy también han trabajado los exteriores y también interiores en los planos secuencia. Hierven de extras y dy también detalles. Especialmente, el centro comercial que sy también convierte en escenario clavy también dy también toda la temporada. Hay un par dy también travellings circulares en este mall que se quedan grabados a fuego.

¿Qué no funciona?

Este apartado, habiendo leído el anterior, sy también podría acabar en una frase: todo lo demás.

¿Y qué es todo lo demás?

La estructura narrativa, la mitología y el ritmo del relato.

Sucede quy también los humanos somos seres narrativos; lo sabemos perfectamente. Tenemos la necesidad (¡vital!) dy también contar y quy también nos cuenten historias. Sobre nosotros mismos y sobre los demás. Sobre las preguntas quy también nos aterran y las respuestas quy también nos divierten. Esta condición de narrativos nos hace rápidapsique expertos en reconocer patrones en todo los cuentos que consumimos. Y somos extraordinariamente sensibles a esa incómoda sensación de: esto ya lo he visto.

La tercera temporada dy también "Stranger Things" ya la hemos visto. Dos veces, porque la segunda asimismo fuy también un calco (en sus pilares narrativos fundamentales) dy también la primera. Mas era la segunda; no la tercera.


Pasa quy también no nos importa quy también las cosas sy también repitan si van a pares: "Thy también Terminator" y "Terminator 2: Judgment Day" es el ejemplo más socorrloco dy también siempre; películas gemelas, pero en la que la segunda aporta un pulorate y refino a las ideas que la primera exploraba más titubeante. En juegos pasa mucho también; es un medio donde las secuelas construyen sobry también la consagración de esas mecánicas y diseños que estaban en fase dy también prueba en la primera entrega. Un par de ejemplos: "Super Mario Galaxy uno & 2", "Metal Gear Solid uno & 2" o la dupla "Demon Souls", "Dark Souls".

"Stranger Things" lo hizo con la segunda temporada. Y, globalmente, como se puedy también constatar por las notas de IMDB, esto encantó, por el hecho de que se repitió lo visto en la primera subiendo la envergadura del espectáculo unas cuántas marchas.

Ver más: Jogo Ao Vivo Flamengo E Liverpool X Flamengo Pelo Mundial De Clubes


*

pero este truco, cuando menos para mí, no funciona ya igual a la tercera. Otra vez tenemos que lidiar con el Upside Down y el Mind Flayer. Otra vez tenemos laboratorios secretos. Otra vez tenemos un misterio aparentemente mundano que oculta una vertienty también extraña. Otra vez, Hawkins es el lugar donde sy también decide el destino del mundo.

ni siquiera hay en esta tercera temporada un capítulo tan valiente como fuy también el (polémico) episodio 7: "Thy también Lost Sister", el peor valorado dy también toda la segunda temporada, pero, para mí, el mejor en recobrar esy también apreciado dy también la sorpresa dy también la que estaba plagada la primera. "The Lost Sister" fue un episodio dy también los que ampliaban la mitología dy también la saga considerablemente más allá dy también Hawkins. Y que hacía soñar, por lo menos a mí, con un futuro donde sy también pudiese construir esty también universo fuera dy también esty también pueblo y dy también las tramas a lo "Goonies", "ET", "Gremlins" o "Patrulla Alucinante". A lo Amblin, vaya.

La tercera temporada no ha hecho siquiera el intento de esta amplicación. Salvo el arranque del primer capítulo, quy también es un tímido intento de ese tipo de apuesta más kamikaze, el resto dy también la tercera temporada ha apostado por lo seguro, por lo que sy también sabe que gusta. Mas las cosas no gustan igual cuando sy también repiten.


y después hay otro tema quy también creo crucial y con el quy también remataré el próximo apartado. El Upsidy también Down no da para tanto. Creo quy también es el mayor culpable dy también que "Stranger Things" se esté estancando. Entiendo que los Duffer estén enamorados de su peculiar Hades y los monstruos que en él habitan, mas ly también está robando a la seriy también dy también airy también fresco, de la posibilidad de sorpresa. Es tal y como si en "Gravity Falls" o "Supernatural" solo se exploraran la trama primordial apocalíptica y no se dejara libertad a cada episodio de tener personalidad y tema únicos; y, por tanto, capacidad dy también sorpresa.

"Stranger Things", a mi parecer, pide a gritos olvidarse del Upsidy también Down.

Me resta por comentar un detally también muy personal que no sé si será muy mío o se repetirá a menudo entre los espectadores. Me da la sensación dy también quy también Temporada 3 es la menos afilada dy también todas; y por afilada quiero decir la menos realista y seria. Hay un sentido peliculero quy también le quita a la serie parte de ese filo Stephen King quy también nos ponía en el borde del asiento pues introducía una variable dy también dureza en una historia a lo Spielberg.


Tanto en el tratamiento de personajes, como en el desarrollo dy también la época en sí, noto que esa tensión a lo King, esa sensación dy también que en cualquier momento las cosas pueden ir inesperadamente mal, sy también ha desvanecido. Especialmente en el momento en que se cay también en una comedia un tanto tontuela con la relación de Joycy también y Hooper. Falta mordienty también en Temporada 3.

Planes dy también futuro

"Stranger Things" fue, para mí, una seriy también de diez en su debut; un acontecimiento. Su segunda temporada fuy también al menos dy también 9, por su intensidad y espectáculo. Esta tercera sy también my también ha quedado en un 7.

Y entonces, ¿ahora qué?

Pues, conforme yo lo veo, solo queda una salida. Hay que romperlo todo. La cuarta temporada tiene, o bien quy también cerrar para siempre todo lo relativo al Upside Down y la historia dy también este grupo dy también chavales, o bien quy también plantear un cambio radical de estructuras y escenarios. Porque, y es una pena decirlo, uno empieza a escuchar el reloj del tedio quemando cronómetro en la contra de "Stranger Things".

Yo tengo una idea muy loca. Y, como soy fan dy también los fanfics, y supongo que va a haber otros fanes leyendo, la comparto.

Mi tercera temporada de "Stranger Things" hubiese tenorate un final dramático y apoteósico. Vamos, que igual my también hubiera cargado a medio casting. Mas a quien no my también habría cargado es a Eleven y Mike. Eso sí, los hubiera separado de una forma radical.


Eleven se integraría en una fuerza segrega del gobierno y pasaríamos a tener una seriy también que sy también llamaría, precisamente, "Eleven". Dy también las de a idea por capítulo y desarrollada no solo en Estados Unidos, sino en todo el mundo. "Eleven" formaría parte de un escuadrón paranormal con alguno de los otros números y sy también recorrería el planeta resolviendo entuertos paranormales. Un poco "Expedienty también X" meets "X-Men: First Class". Adolescentes superpoderosos resolviendo casos detectivescos rarunos.

así me tiraría al menos tres temporadas.

Y cuando llegara en tiempo real el instante en que el universo "Stranger Things" alcanza 1992, data de lanzamiento dy también "Street Fighter dos Champion Edition", volvería a Hawkins. Un Mike borracho y ojeroso, jugando en el arcade, solo, con Ryu. De pronto, A NEW CHALLENGER AWAITS!!! Entra un jugador quy también sy también escoge a Mister Bison (Balrog, por el hecho de que estamos en USA). Mike ni mira a su contendiente, lucha en automático... Hasta el momento en que empieza a percibir una fina paliza del Balrog ese.

Entonces, cabreado, con ganas de gresca, sy también vuelvy también hacia su torturador.

Y allá está Eleven, más guapa quy también nunca, con una sonrisa muy triste.

Ver más: Primeira Dama Da França Brigitte Macron, Brigitte Macron

Corte a...


Compartir "Stranger Things. 3ª Temporada", crítica: Más de lo mismo, con calidad, mas con nula capacidad de sorpresa